La Oruga Azul.

La Oruga Azul.
La oruga se puso azul turquesa, porque presa de la luz de la poesía, reposa en las cuartillas de la mesa Impregnada de tinta y fantasía… (Antonio Peláez Torres),

domingo, 15 de marzo de 2015

Sueño, por PURA FERNÁNDEZ SEGURA.




Irrevocable aquel sueño agónico,
regresa como delirio lúgubre.
Llevo un cuchillo envuelto
en la sombra magenta del costado.
Afilada hoja que corta o libera
las maniatadas manos
de uno o varios hombres.

Palidece el sueño donde las manos,
cercenadas, caen graves hasta el suelo.
Festín macabro para las aves
carnívoras   y recias.
Pájaros  de hambre voraz,
que cesa fulminante
al contemplar las uñas solas,
clavadas en la  arena.
Espejuelos  siniestros de alabastro,
replicantes corneas, que al sol espantan.
Uñas huérfanas de  manos y dedos,
diabólicos seres que crecen sin pausa.

Atroz sueño,  enloquecidos rostros
que aprieto contra mi pecho mudo
para ocultar la mirada  de los hombres
sin manos, que  he cortado o liberado.

Noche luctuosa
cuajada de tréboles litúrgicos.





No hay comentarios:

Publicar un comentario